Tipos de yoga

El yoga es una práctica milenaria que tiene por lo menos 5000 años. El yoga en sí, es tanto una actividad física como espiritual que, a través del cuerpo ayuda a relajar la mente y efectúa una unión, es entonces cuando conseguiremos elevar nuestro espíritu. En resumidas cuentas, esta práctica se puede definir como la búsqueda de un estado de equilibrio, paz y armonía entre mente, cuerpo y espíritu. Aunque hay muchas y de diversas especialidades, en este artículo hablaremos de los 5 principales tipos de yoga.

tipos yoga

¿Cuáles son los tipos de yoga existentes?

Tal y como hemos dicho anteriormente, existen diferentes tipos de yoga, pero los que más se practican son los siguientes:

Yin yoga

Es una práctica enfocada a la parte más gentil del yoga. En el Yin yoga, cada postura busca el restablecimiento de la energía vital de forma terapéutica, por ello, tiene un efecto restaurador en todo el cuerpo. Las posturas son suaves para trabajar sobre todo las lesiones musculares. Aunque también se práctica para lubricar ligamentos, mejorar la flexibilidad y permitir estar en un estado de calma y estabilidad emocional mientras lo practicas. La práctica es guiada de acuerdo a la condición particular de cada alumno, con la ayuda de accesorios de yoga que nos ayudan a realizar mejores posturas y de una forma más cómoda.

Hatha Yoga

Este es un tipo de yoga que ayuda a tranquilizar y enfocar la mente con respiraciones profundas para concentrar y dirigir la energía vital. Esto se consigue con posturas que favorecen el fortalecimiento y la elasticidad. Pero como sabemos, el yoga trabaja a todos niveles. Por ejemplo, la elasticidad y la flexibilidad son también la actitudes y capacidades para desarrollar. Por lo tanto, si quieres llegar a practicar los demás tipos deberás empezar por el Hatha, ya que es el más indicadas para comenzar en el camino del yoga.

Kundalini

Este es uno de los tipos de yoga, en la que la energía es intangible. La práctica de esta modalidad es todo un estilo de vida, un despertar de la conciencia a través de Kríyas (posturas). Por lo tanto, ser Kundalini incluye una dieta básicamente verde, una vestimenta blanca para simbolizar la pureza y la capacidad para potenciar la energía vital del cuerpo, la mente y el espíritu.

Iyengar

La práctica de Iyengar es alinear el cuerpo. Es todo un sistema de reordenamiento del sistema musculoesquelético. Se reacomoda la postura física y desde ahí genera una serie de cambios importantes en todo el organismo. También es un plano mental y espiritual. Sin lugar a dudas, el Iyengar es una práctica que necesita intensidad y una total entrega no sólo a nivel físico sino también a nivel mental. Es una técnica precisa para el alineamiento y ayuda a la concentración.

Ashtanga/Vinyasa

El Vinyasa es un yoga tradicional profundamente energético. Con mantras de apertura y cierre para conectarlo. Se realiza sin pausa y a través de una serie de Asanas o posturas que crean un suave flujo. Conectándose por la respiración rítmica y profunda. Este tipo de yoga ayuda a eliminar toxinas del organismo, aumenta la fortaleza, resistencia y control emocional. Se practica en diferentes niveles desde principiantes con posturas suaves hasta posturas más exigentes física y mentalmente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir