Saltar al contenido
Tipos, clases, clasificaciones, estilos, formas

Tipos de velocidad

En física, la velocidad se considera como la distancia que recorre un objeto y el tiempo que demora en hacerlo. Dependiendo de la duración de este recorrido, podemos decir su la velocidad es media, instantánea o relativa.

Tipos de velocidad

Sin embargo, también podemos hablar de otros tipos de velocidad, siendo un caso muy común la de reacción, que vendría siendo la capacidad que tenemos los seres humanos a responder frente a cualquier estimulo y en el menor tiempo posible.

Por esta razón, la velocidad puede variar dependiendo del punto de vista en que la veamos. Si hablamos de la duración del recorrido, entonces tendremos las siguientes:

Velocidad media

Cuando un objeto o persona se encuentra en movimiento, suelen calcularse diferentes velocidades. En este caso, hablaremos de la media, que vendría siendo la distancia recorrida de dicho y dividida por el tiempo que ha transcurrido.

Velocidad instantánea

Se caracteriza normalmente por tener un periodo corto, lo que implica que el espacio recorrido también lo es. Con la ayuda de esta, se puede determinar la velocidad que adquiere un objeto tras estar moviéndose por un trayecto.

Velocidad relativa

La velocidad relativa entre dos observadores, es el valor de la velocidad de uno calculada por el otro. Por ejemplo, si vamos por una autopista en automóvil, tendremos esa sensación que nos lleva a pensar que todos aquellos carros que nos sobrepasan en el mismo sentido, cuentan con una velocidad menor a la de los otros vehículos que se van en el sentido contrario de la carretera.

Dependiendo del sentido, se asignará un signo. En el caso de que un auto e encuentra con otro que va en el sentido contrario, para poder hallar la velocidad relativa entre ambos, se debe de llevar a cabo una suma, lo que dará como resultado un signo positivo, debido a que ambos automóviles estarían acercándose. Por otro lado, si ambos carros se encuentran en el mismo sentido, la velocidad de estos se tendrá que restar.

En el caso de que hablemos del cuerpo humano, también se pueden definir algunos tipos de velocidades adicionales, tales como las siguientes:

Velocidad de reacción

Nuestro sistema nervioso es el responsable de propulsar la velocidad de reacción que tengamos. Esta se trata de una capacidad que tenemos para responder ante la presencia de un estímulo y en la menor cantidad de tiempo posible.

La velocidad de reacción que puede presentar una persona, tiene como valor límite entre uno y diez segundos.

Velocidad de acción

Este tipo de velocidad se hace presente cuando estamos corriendo; y se refiere a la capacidad que tenemos de poder mantener una máxima velocidad.

Velocidad de resistencia

Es una capacidad de resistir la fatiga mientras nos encontramos corriendo. El ejercicio ideal para aumentar la resistencia de velocidad, es el de mantener una velocidad elevada durante la mayor duración de tiempo posible, y antes de que se presente el cansancio.

Velocidad gestual

Se define como la capacidad que tiene un individuo de poder llevar a cabo una o varias acciones motrices en un mínimo de tiempo.

Velocidad de desplazamiento o de traslación

Se encuentra determinada por la realización de un determinado recorrido, el cual se debe de llevar a cabo en el menor tiempo posible. En este tipo de velocidad dependen ciertos factores, tales como los físicos, mecánicos y fisiológicos.

Velocidad mental

Por medio de la velocidad mental, podemos responder de manera rápida ante un estímulo verbal o motriz.

Factores que determinan la velocidad

Si hablamos de velocidad, también hay que hacer hincapié en los factores de los cuales depende:

Fibras musculares

Las fibras que componen a un musculo, son indispensables para la velocidad de contracción del mismo. Estos e debe a que existe una gran relación entre el porcentaje de fibras rápidas o blancas con la velocidad de movimiento. Por ejemplo, los deportistas de actividades de velocidad tienen un predominio de fibras rápidas o blancas.

Velocidad de trasmisión nerviosa

Como su nombre lo dice, el Sistema Nervioso Central es el que se encarga de desencadenar la velocidad de trasmisión nerviosa. Por ende, si la velocidad de trasmisión es mayor, mejor será la velocidad de contracción y mayor la de movimiento.

Fuerza muscular

Si una persona tiene mayor proporción de fuerza muscular, los resultados de velocidad serán mejores durante la fase de aceleración. Por esta razón, la mejora en la velocidad de un atleta puede ir precedida de una mejora en la fuerza.

Frecuencia de movimiento

Son el número de ejecuciones de un gesto en la unidad de tiempo. Cuando se logra una mayor frecuencia de movimientos, a igualdad de fuerza, estos aumentarán su velocidad.

Coordinación inter e intramuscular

Para que nuestro cuerpo pueda realizar movimientos, requiere de una actuación sincronizada de la musculatura, de lo contrario se produce un freno en las acciones. Dicho aspecto se entiende como la armonía, sincronía, entre la inhibición y excitación de los grupos musculares que se encuentran involucrados en la acción motora, con la que se ejecuta la velocidad.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies