Saltar al contenido
Tipos, clases, clasificaciones, estilos, formas

Tipos de ultrasonido

El ultrasonido es una onda sonora cuya frecuencia de vibraciones pueden crear imágenes de estructuras u órganos de nuestro cuerpo. Debido a que este tipo de ondas se encuentra en un espectro que supera los 20.000 Hz, es imposible que sea captado por una persona.

Los tipos de ultrasonido tienen usos variados. Mientras que en el campo de la industria se emplea en la medición de ensayos o destrucción, en la medicina el ultrasonido sirve para visualizar la manera en la que actúa el interior de un cuerpo.

Tipos de ultrasonidos

Ultrasonido pélvico

Como su nombre lo dice, es un ultrasonido enfocado en mostrar imágenes en la pelvis y parte inferior del abdomen. Para ello, se hace uso de las ondas sonoras que permite producen duchas imágenes.

Dentro del ultrasonido pélvico se encuentra el vaginal y abdominal, los cuales se encuentran dirigidos a las mujeres. Por otro lado, en rectal es el que se lleva a cabo en los hombres.

Ultrasonido en el embarazo

Cuando una mujer se encuentra en estado del embarazo, lo más normal es que el doctor realice un ultrasonido de este tipo. Gracias a ello, se puede apreciar el funcionamiento y la formación del bebé, para así lograr detectar irregularidades en caso de que estas existan.

De esta manera, se pueden evitar abortos o problemas a los cuales se puedan enfrentar una vez que el bebé haya nacido o se encuentre en procesos de hacerlo.

En el ultrasonido de embarazo también recibe el nombre de ecografía. Por otro lado, también se aplican algunas técnicas más modernas, como el ultrasonido en 3D o 4D, el ultrasonido estructural, entre otros más.

Ultrasonido transvaginal

La duración de un ultrasonido transvaginal no suele demorar más de veinte minutos. Durante ese tiempo, se introduce un aparato llamado transductor por el canal de parto o vagina, con la finalidad de obtener imágenes que muestren cómo se encuentra el aparato reproductor femenino.

Este proceso puede llegar a generar un poco de presión, como consecuencia del transductor que es introducido en la vagina. Por esta razón, se recomienda que la mujer no tenga la vejiga llena antes de realizarse el ultrasonido vaginal.

A pesar de que existe el ultrasonido convencional, que no implica el uso del transductor, cabe destacar que a través de este método se puede obtener imágenes mucho más exactas, debido a que dicho aparato se puede acercar más al útero que cualquier otro ultrasonido que se realice.

Ultrasonido transabdominal

No genera ningún tipo de dolor en la mujer, debido a que se realiza de manera externa y sobre el abdomen. Este método consiste en colocar un gel especial en el área donde estará posando el transductor, con la finalidad de obtener la imagen.

Una vez que se ponga el transductor sobre el abdomen, las ondas que este dispositivo generará, irán rebotando contra el bebé. Dichas ondas serán traducidas por una computadora, convirtiéndose así en imágenes de video que muestran la figura del bebé, su posición y movimientos.

Ultrasonido estructural

Mediante este tipo de ultrasonido se puede realizar un seguimiento completo del embarazo de una mujer, debido a que se logra obtener una imagen completa y perfecta del feto. Además de ello, también se puede medir la cantidad de líquido amniótico o ver cómo se están desarrollando los órganos del feto.

Ultrasonido 3D

Con la ayuda del avance tecnológico, cada vez es más sencillo obtener mejores resultados en materia del ultrasonido, como lo sería el caso del 3D, en donde se pueden obtener imágenes en tres dimensiones al mismo tiempo.

Ultrasonido 4D

Se obtiene al combinar en secuencia las imágenes en 3D, dando como resultado una imagen real en tres dimensiones, donde se puede apreciar como el bebé se mueve dentro del vientre de la madre. Se le da el nombre de 4D debido a la calidad de imagen que puede ofrecer, siendo la mejor de los ultrasonidos.

Además de permitir tener un seguimiento más detallado de las condiciones del bebé, el ultrasonido 4D también se emplea para detectar algunas enfermedades, como lo sería el caso de problemas de próstata o cáncer.

Ultrasonido Doppler

Con el ultrasonido Doppler se puede detectar la manera en la que trabaja el flujo de sangre en las principales arterias y venas del bebé. Estas se localizan en el cuello, piernas, brazos y abdomen.

Ultrasonido en fisioterapia

Se emplea como un tratamiento que cumple con el fin de analgésico o relajante, por lo que se utiliza para aliviar la rigidez y contracturas en las articulaciones del paciente. Además de ello, también es un método que contribuye con la cicatrización, regeneración de ciertos tejidos y aumento del flujo de sangre.

Ultrasonido transrectal

Se utiliza un transductor rodeado de una cubierta protectora, el cual se introduce en el recto para que se pueda ver el funcionamiento de los órganos masculinos. Es necesario que el paciente se encuentre acostado y con la cadera/rodilla flexionadas levemente.

tags:

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies