Saltar al contenido
Tipos, clases, clasificaciones, estilos, formas

Tipos de carbohidratos

Los carbohidratos, conocidos también por el nombre de glúcidos, se consideran como los elementos principales de la alimentación. Los podemos encontrar normalmente en cualquier alimento rico en azúcares, fibra o almidones; y la función principal que cumplen en nuestro organismo es la de brindarnos un aporte energético.

Los alimentos que ingerimos, pueden estar compuestos de dos tipos de carbohidratos: los hidratos de carbono simples e hidratos de carbono complejos. Mientras que los primeros de ellos, se caracterizan por ser digeridos de manera rápida, los complejos suelen demorar mucho más, lo cual es bueno en el aspecto nutricional, debido a que le da a nuestro organismo el tiempo necesario para absorber todos los nutrientes.

Hidratos de carbono simples

Se les conocen también como monosacáridos o azúcares simples. Una de las características principales de los hidratos de carbono simples, es que se encuentran formados por una sola molécula. Debido a que esta es la expresión más pequeña de carbohidratos, no puede ser hidrolizada

Este tipo de carbohidratos suele aumentar de manera rápida los niveles de glucosa en la sangre, debido a que se digieren y absorben de manera rápida por el organismo.

Los hidratos de carbono simples los podemos encontrar en:

  • Fructosa: Cualquier fruta que ingresamos nos proporcionará este tipo de carbohidrato
  • Lactosa: Esto implica todos los productos de origen lácteo, tales como la leche, yogures, quesos, entre otros más
  • Sacarosa: Es básicamente el azúcar que solemos utilizar en la cocina, bien sea para endulzar bebidas o preparar algunas otras recetas
  • Maltosa: Se encuentra presente en todas las verduras

Hidratos de carbono complejos

Se dicen que son complejos debido a que están formados por varios monosacáridos. A diferencia de los hidratos de carbono simples, los complejos son absorbidos lentamente por nuestro organismo. Este hecho, hace que sean beneficiosos para la salud, debido a que se logras absorber todos los nutrientes debido al lento mecanismo.

Además de mantener los niveles de glucosa en la sangre, los hidratos de carbono complejos pueden aportar saciedad y ayudar a reducir el apetito. Entre algunos ejemplos de estos carbohidratos, tenemos los siguientes:

  • La celulosa: Se puede encontrar en la madera de árboles y una gran cantidad de plantas
  • La hemicelulosa: Está presente en frutas, harinas integrales, legumbres y verduras

¿Qué función cumplen los carbohidratos?

Los carbohidratos cumplen una función de gran importancia en nuestro organismo, debido se relacionan con el ahorro de las proteínas, la energía, regulación de metabolismo y el tema estructural.

  • Energía: Por cada gramo de peso neto, los carbohidratos aportan cuatro kilocalorías. Cuando nuestras necesidades de energía se encuentran cubiertas, una pequeña parte de ella se almacena en el hígado y los músculos. En cuanto al resto, se transforma en tejido adiposo para almacenarse luego en el organismo como grasas.

Para mantener los procesos metabólicos, se recomienda una ingesta diaria de al menos cien gramos de hidrato de carbono.

  • Ahorro de proteínas: Si nuestro cuerpo no cuenta con la cantidad suficiente de hidratos de carbono, entonces los sustituirá por las proteínas, las cuales se estarán convirtiendo en energía para nuestro cuerpo al ser consumidas.
  • Regulación del metabolismo de las grasas: Cuando no se cumple con una gestión suficiente de carbohidratos, las grasas procederán a metabolizarse como cuerpos cetónicos. Esto puede ocasionar algunos problemas, como lo sería el caso de la cetosis, que es una situación metabólica en el organismo y que se origina por un déficit de aporte de carbohidratos.
  • Estructura: A pesar de que los carbohidratos llegan a constituir una Proción pequeña del peso y estructura del organismo, sigue siendo de gran importancia.

Alimentos ricos en carbohidratos

No hay necesidad de hacer cambios tan bruscos en las dietas que realicemos, debido a que una gran parte de los alimentos que consumimos con frecuencia cuentan con cierta cantidad de carbohidratos, aunque en mayor o menor escala.

Para darte una idea más clara de aquellos alimentos ricos en carbohidratos, te mostraremos los siguientes que puedes tener en cuenta:

  • Arroz o cereales integrales
  • Garbanzos, lentejas, frijoles y otras legumbres
  • Hortalizas
  • Fresas, cerezas y frutos rojos
  • Pan integral
  • Patatas
  • Plátano
  • Azúcar moreno
  • Azúcar blanco
  • Miel
  • Pasas de higo o de uva
  • Quinoa
  • Dátiles
  • Cualquier golosina
  • Tapioca
  • Arroz
  • Cacao en polvo
  • Barras de cereales

Carbohidratos y la salud

Un de las maneras más sanas para llenar nuestro cuerpo de carbohidratos, vitaminas y otros nutrientes, es que los alimentos que consumamos sean lo más naturales posibles, sobre todo en el caso de las frutas.

En los requerimientos diarios de carbohidratos presentes en una dieta equilibrada, tenemos que los alimentos ricos en este nutriente deben de abarcar el 55%, mientras que las grasas y proteínas conforman el 30% y 15% respectivamente.

Para controlar el peso, la mejor opción es la de consumir aquellos carbohidratos que tienen una asimilación lenta, debido a que estos mantienen un suministro continuo de glucosa en la sangre por varias horas.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies