Saltar al contenido
Tipos, clases, clasificaciones, estilos, formas

Tipos de reproducción

Debemos recordar que, con el término reproducción definimos a todo aquel proceso biológico a través del cual una especie, puede perdurar durante el tiempo, ya que puede crear nuevos organismos iguales. Recordemos que son muchos los individuos que usan la reproducción para prolongar su estancia en el planeta Tierra.

Tipos de reproducción

A nivel biológico, existen dos tipos de reproducción principales, como lo son la de tipo sexual y asexual, a su vez dentro de estas, encontramos otros tipos. Las cuales describiremos a continuación, de una forma breve pero detallada.

Reproducción asexual

Este tipo de reproducción se caracteriza porque es ejecutado por un solo individuo. Y consiste en la división en distintas partes de un mismo individuo, estas partes pronto se convertirán en nuevos individuos, geneticamente iguales a su progenitor, razón por la cual, no existe la intervención de los órganos reproductores o de células sexuales. Se presenta tanto en individuos unicelulares como pluricelulares de cualquier reino, sin embargo, es muy común observarla en los hongos, los procariotas y los protistas.

Este tipo de reproducción, también lo podemos observar en animales y vegetales, pero a escalas taxonómicas más inferiores. Cabe destacar que, a través de la reproducción asexual se generan clones de células idénticas en lo genético entre sí y a las maternas. Algunos ejemplos de la reproducción asexual son:

Reproducción por gemación

Este tipo de reproducción, se caracteriza porque en este caso la célula duplica su acervo cromosomático, y lo encapsula, con una capa de espora, cuya función se encuentra destinada a proteger el contenido de la nueva célula que se formará. Generalmente, podemos encontrar este tipo de reproducción en animales, hongos y plantas.

Reproducción por fragmentación

En el caso de esta reproducción asexual, se observa una formación de cadenas, en el ápice de alguna hifa. Estas cadenas, están cargadas de esporas asexuales. Este tipo de reproducción  se puede observar en animales, hongos y musgos.

Reproducción por rizomas y estolones

Cabe destacar que, los rizomas y estolones son tallos que generan raíces adventicias, los cuales originan nuevas plantas. Este tipo de reproducción, es exclusiva de plantas, principalmente en las de tipo arbustos o rastreras, aunque no es exclusiva para estas.

Reproducción sexual

Este tipo de reproducción, es característica de la gran parte de los organismos eucariotas. Es importante señalar que, para que se lleve a cabo este tipo de reproducción, es necesaria la existencia de dos padres, y que estos sean de la misma especie, pero de sexo distinto. Dentro de este gran proceso, es necesario que ocurran otros dos procesos, como lo son la meiosis y la fecundación.

El proceso de meiosis, no es más que una forma de reproducción celular, de la cual se generan células hijas cuya carga cromosómica es reducida. En este proceso, se dan un total de dos divisiones celulares, las cuales ocurren de manera sucesiva. También es importante señalar que, la meiosis puede ser cigótica, es decir, este proceso ocurre una vez que las células se han unido por el apareamiento, o bien, somática, la cual ocurre en los órganos sexuales que producen gametos.

En el caso del proceso de fecundación, este ocurre a partir de dos células reproductoras, las cuales se unen para dar lugar a una sola célula, cuyo número de cromosomas se duplica. Esta célula incrementará su tamaño y dará lugar a un nuevo individuo, geneticamente diferente a sus progenitores.

Al ocurrir estos dos fenómenos, estamos en presencia de la reproducción sexual. También hay que destacar que, en este tipo de reproducción, intervienen los órganos reproductores y las células sexuales. Además hay que destacar que, aunque el nuevo individuo no es genéticamente igual a sus padres, si posee características de ambos. Ejemplos de este tipo de reproducción, lo observamos en los seres humanos (los cuales la practican para perpetuar la especie), en la mayoría de los animales, algas, plantas con flores, hongos inferiores y protozoos.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies